Abstract

Abstract:

Un nutrido grupo de endemoniados se cuentan entre los peregrinos que acuden a San Millán de la Cogolla y Santo Domingo de Silos buscando un milagro en forma de exorcismo. En todos los casos la dolencia es la misma, la posesión demoníaca, sin embargo, la forma de representar al afectado cambia de una hagiografía a otra. En la Vida de San Millán el enfoque del narrador está en el proceso mismo del exorcismo, lo cual convierte al endemoniado en un simple instrumento para destacar el poder del santo-exorcista. Esta forma tan aséptica de presentar a los endemoniados contrasta con una mayor atención a su dolor físico en la Vida de Santo Domingo. Los endemoniados que acuden a Santo Domingo son personajes más complejos, en tanto que son al mismo tiempo pecadores y sufrientes, dos papeles que generan en el público emociones encontradas. En la labor de balancear estas emociones resulta clave el uso del humor.

pdf

Additional Information

ISSN
1947-4261
Print ISSN
0193-3892
Pages
pp. 19-42
Launched on MUSE
2020-05-02
Open Access
No
Back To Top

This website uses cookies to ensure you get the best experience on our website. Without cookies your experience may not be seamless.